India: Dos parroquias fueron atacadas durante el Domingo de Pascua en el estado de Orissa

(ADI).- Dos parroquias en la India fueron objeto de ataques “premeditados y planeados” en la noche del Domingo de Pascua. Los incidentes tuvieron lugar en la diócesis de Rourkela, en el estado de Orissa.

El primer acto vandálico ocurrió en el pueblo de Bihabandh, donde la sala de la parroquia —que se encuentra ubicada al lado de la sacristía— fue quemada y un santuario mariano fue destruido.

El segundo incidente tuvo lugar en Salangabahal, donde una gruta mariana fue destruida, la estatua de la Virgen María fue robada, y la figura del Niño Jesús fue despedazada.

Frente a estos hechos, el obispo de Rourkela, monseñor Kishore Kumar Kujur, dijo que “se trató de un ataque premeditado y planificado, y ambos incidentes tuvieron lugar a la misma hora de la noche”.

“Este nefasto acto es del mismo grupo, que está en contra de la comunidad cristiana”, añadió el prelado, en declaraciones recogidas por Cruxnow.

En una carta dirigida a los obispos del estado de Orissa, monseñor Kishore Kumar Kujur explicó que el ataque “indica claramente que los involucrados en este incidente bárbaro quieren perturbar la paz en el área y están propagando el odio hacia la comunidad cristiana”.

Asimismo, el obispo aseguró que estos actos vandálicos nunca se habían visto en la diócesis de Rourkela.

Por su parte, el arzobispo de Cuttack-Bhubaneshwar, monseñor John Barwa, manifestó que “no nos esperábamos semejante ataque en un país laico. Se debe poner fin a semejantes episodios de profanación y desacralización, que ofenden nuestro sentimiento religioso”.

El arzobispo recordó que “este año se cumple el décimo aniversario de los hechos de violencia de Kandhamal”, el distrito más golpeado por la ferocidad extremista hindú.

“La libertad religiosa —señaló— y la de profesar en libertad el propio credo deben ser respetadas y defendidas. La dignidad humana y la justicia deben prevalecer, incluso en aquellas áreas rurales más pequeñas y remotas de la India. Este tipo de incidentes sólo suman vergüenza y desgracia a nuestro país. No se debe permitir que esto continúe”.

En el estado de Orissa, se produjo en 2008 una oleada de ataques contra los cristianos que dejó decenas de muertos, cientos de iglesias quemadas, muchos hogares de los cristianos completamente destruidos y decenas de miles de desplazados.

Más del 93 por ciento de los habitantes en Orissa son hindúes, mientras que menos del 3 por ciento son cristianos.

(Fuente: AsiaNews / Agencias)

Tagged , , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario