Al menos 21 muertos en las protestas en Irán

(ADI).- Al menos 21 personas han muerto en las últimas horas en Irán pese a la llamada a la calma del presidente Hasan Rohani tras varios días de protestas.

Por quinto día consecutivo, los iraníes salieron a la calle en varias ciudades del país, entre ellas la capital, Teherán, para protestar contra el poder.

Según vídeos difundidos en los medios iraníes y en las redes sociales, los manifestantes atacaron e incendiaron edificios públicos, centros religiosos y bancos o sedes del Bassidj (milicia islámica gubernamental).

Las manifestaciones antigubernamentales estallaron en Mashad (noreste) el jueves pasado y luego se propagaron por todo el país.

“El pueblo responderá a los alborotadores y a los que incumplan la ley”, que son una “pequeña minoría”, declaró el lunes el presidente Rohani, según la web de la presidencia iraní.

Dos manifestantes murieron el domingo por la noche en las protestas en la ciudad de Izeh, en el suroeste de Irán, según el diputado local Hedayatola Jademi.

Otras dos personas murieron el domingo por la tarde en Dorud, en un incidente indirectamente vinculado con las protestas, cuando unos manifestantes se apoderaron de un camión de bomberos y lo lanzaron por una pendiente. En su descenso chocó contra un vehículo y dos personas que iban dentro murieron, dijo el gobernador de la ciudad a la televisión estatal.

Dos personas más fallecieron el sábado en esa misma ciudad del oeste de Irán, pero el vicegobernador provincial aseguró que las fuerzas del orden no dispararon contra los manifestantes.

La televisión pública iraní anunció el lunes que seis personas murieron por “tiros sospechosos” en la pequeña ciudad occidental de Tuyserkan.

Otras nueve personas —seis manifestantes, un niño, un policía y un guardián de la revolución— murieron anoche en la región de Isfahán, en el centro de Irán.

Los seis manifestantes fallecieron en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad cuando intentaban tomar por asalto una comisaría de la ciudad de Qahderijan, en la provincia de Isfahán, indicó hoy la televisión estatal.

Las otras víctimas mortales son un niño de 11 años —cuyo padre fue herido por disparos de manifestantes en Jomeinyshahr— y un miembro de los Guardianes de la Revolución, fuerza de élite iraní, de un disparo de un fusil de caza en Kahriz Sang.

En total, la cifra de muertos desde el inicio de las protestas asciende a 21 personas.

Siguiendo su línea conciliadora, Rohani dijo que Irán debe abrir “un espacio” para que la población pueda expresar sus “preocupaciones cotidianas”, pero condenó los actos de violencia y la destrucción de propiedades públicas.

“Criticar es diferente a utilizar la violencia”, subrayó en el consejo de ministros. “Hay que propiciar las condiciones para la crítica, las protestas legales, incluso las manifestaciones y reuniones legales. Es el derecho del pueblo”, concluyó.

Rohani, elegido para un segundo mandato en mayo pasado, facilitó a Irán salir de su aislamiento, con el levantamiento de las sanciones internacionales impuestas por sus actividades nucleares.

Este levantamiento de sanciones —con la firma de un acuerdo histórico con las grandes potencias sobre el programa nuclear iraní— auguraba una mejoría de la situación económica pero los frutos del acuerdo se hacen esperar.

Hasta ahora las manifestaciones —las más importantes desde el movimiento de protesta contra la reelección del ex presidente Mahmud Ahmadineyad en 2009— se han caracterizado por choques entre manifestantes y fuerzas del orden y ataques contra bienes públicos.

(Fuente: Agencias)

Tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario