Irak aprueba nuevas medidas de castigo contra la región autónoma del Kurdistán

Captura de pantalla 2017-09-28 a las 16.03.59

(ADI).- El 92,7 por ciento de los kurdos que acudió a votar el lunes apostó por la independencia. La separación de Irak recibió el respaldo masivo en una jornada que registró una participación del 72,1 por ciento, según los datos oficiales que la Alta Comisión Electoral del Kurdistán iraquí anunció este miércoles y el primer ministro de Irak, Haider al-Abadi, ordenó anular como condición previa a cualquier proceso de diálogo.

Al Abadi ofreció al presidente kurdo, Masud Barzani, una negociación “dentro del marco de la Constitución” en una jornada marcada por las nuevas medidas de castigo aprobadas por el Parlamento en Bagdad y el anuncio de una larga lista de compañías aéreas internacionales sobre la suspensión a partir del viernes por la tarde de sus vuelos a Erbil y Suleimaniya, como respuesta a la petición efectuada por las autoridades iraquíes.

Los diputados en Bagdad votaron a favor del bloqueo terrestre y aéreo, exigieron al Gobierno que convoque a los embajadores y representantes de los países que tienen oficinas y consulados en el Kurdistán iraquí, para solicitar su cierre o traslado, y dieron luz verde al “despliegue de fuerzas de seguridad en las zonas en disputa”. Esos territorios pertenecen a las provincias de Nínive, Diyala y Kirkuk, que desde el verano de 2014 están controlados de facto por los peshmerga, que llegaron a estas zonas para llenar el vacío dejado por el Ejército de Irak que huyó tras la llegada del Estado Islámico. El lugar más delicado de todos esos puntos en disputa es Kirkuk, ciudad multiétnica que posee el diez por ciento de las reservas petroleras del país.

El pulso entre Barzani y Al Abadi está en todo lo alto y esto ha generado incertidumbre en las calles de una región autónoma que teme los efectos que puede acarrear el bloqueo. Algunas voces críticas lamentan el desafío lanzado con la consulta cuando la región autónoma ya actuaba como un estado independiente dentro del marco de Irak desde 1991.

En la oficina de la gobernación de la provincia de Erbil, Nauzat Hadi no ha dejado de seguir muy de cerca todos los acontecimientos. El gobernador de Erbil ha reconocido públicamente que “además de Irak, me preocupa la respuesta de Turquía porque es nuestra auténtica puerta de salida al mundo, también la de nuestro petróleo y hasta ahora hemos sido muy buenos aliados”. “Espero que todo vuelva pronto a la normalidad”, ha aseverado Hadi.

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, amenazó el martes con cerrar la válvula que permite la salida del crudo kurdo al Mediterráneo a través de suelo turco. Hoy, Erdogan señaló que las autoridades del Kurdistán iraquí “se han arrojado ellas mismas al fuego” al celebrar un referéndum independentista.

El mandatario insistió en que nunca permitirá que un Estado kurdo independiente se establezca junto a la frontera turca y exhortó de nuevo a Barzani a que renuncie a sus ambiciones. “La Administración de Barzani se ha arrojado al fuego ella misma”, indicó Erdogan, prometiendo que ese fuego no quemará a Turquía pero podría hacer daño a muchos. “Gestionar un Estado no es lo mismo que arreglar los problemas como jefe de una tribu”, añadió.

“Quédate donde estás. Eres el dirigente del Irak autónomo del Norte. Tienes dinero, tienes de todo, tienes petróleo. Quédate tranquilo. ¡Pero no! Ibas a ser independiente. Compartes 250 kilómetros de frontera con nosotros y ¿nos has consultado? No. ¿Has hablado con Irán? No”, interpeló el presidente turco a su antiguo aliado.

Erdogan subrayó la presencia de banderas israelíes durante la campaña del referéndum, sugiriendo que Israel ha fomentado las pretensiones independentistas y aseguró que “los nuevos Lawrence (de Arabia) no tendrán éxito esta vez”, en alusión al militar británico que contribuyó a que los países árabes se desgajaran del Imperio otomano a inicios del siglo XX. “Esta aventura, que han emprendido a pesar de todas nuestras advertencias, acabará en una decepción”, concluyó.

Por su parte, el líder del Partido del Movimiento Nacionalista de Turquía (MHP), Devlet Bahceli, manifestó ayer que hay miles de voluntarios dispuestos a luchar en el Kurdistán iraquí para defender a la comunidad turcomana. “Al menos cinco mil voluntarios nacionalistas están preparados y a la espera para unirse a la lucha por la existencia, la unidad y la paz en las ciudades iraquíes donde vivan turcomanos, especialmente en Kirkuk”, advirtió Bahceli.

El líder nacionalista explicó que el MHP “no dejará solos a los turcomanos”, una comunidad de origen turco asentada en varios países de Oriente Próximo, si estalla una guerra por el control del Kurdistán iraquí. “No serán abandonados a un doloroso genocidio étnico”, prometió.

La euforia de las calles de Erbil de estos días por la celebración del referéndum contrasta con el aumento de la tensión en la zona. A la ofensiva anunciada por Irak, se suma la cólera expresada por las potencias regionales. Hogar de la población kurda más numerosa, Ankara teme que la consulta del Kurdistán iraquí inflame las aspiraciones separatistas de esta comunidad en Turquía. Lo mismo sucede en Teherán.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , .Enlace para bookmark : permalink.

Deja un comentario