Hallan dos fosas comunes cerca de Mosul con 500 víctimas del Estado Islámico

Captura de pantalla 2017-08-26 a las 15.14.05

(ADI).- La Comandancia de las Operaciones Conjuntas anunció ayer que las fuerzas iraquíes encontraron dos fosas comunes que contienen al menos 500 cuerpos, en la comarca de Badush, al oeste de la ciudad de Mosul, principal bastión del Estado Islámico hasta el pasado mes de julio.

En un comunicado, el mando militar detalló que los cadáveres pertenecen a presos de la cárcel de Badush, que fueron ejecutados por los yihadistas cuando el grupo radical sunita conquistó la ciudad de Mosul en 2014.

La nota detalló que en una de las fosas fueron encontrados 30 cuerpos, mientras que la segunda fosa contiene 470 cadáveres, cuyas identidades aún se desconocen.

El comandante de las operaciones militares de Nínive, el general Nayem al-Yaburi, explicó a los medios de comunicación que una comisión de expertos va a analizar el ADN de los restos mortales encontrados y que los resultados serán anunciados en breve.

El hallazgo fue hecho por las fuerzas iraquíes conjuntas, mientras desarrollan una ofensiva en la vecina comarca de Tel Afar, última zona en manos del Estado Islámico en Nínive, después de que los yihadistas fueran expulsados de su capital provincial, Mosul, el pasado mes de julio.

Las tropas gubernamentales apoyadas por milicias leales a Bagdad lanzaron la ofensiva el pasado domingo y a lo largo de la semana han ido ganando terreno a los milicianos vestidos de negro y recuperando el control de localidades y zonas de la comarca y en sus alrededores.

Este sábado, las fuerzas de seguridad iraquíes estrecharon el cerco sobre los últimos militantes de la organización extremista en Tal Afar. Bagdad recuperó el control del centro de la ciudad y de la ciudadela otomana, destruida por los yihadistas tras su llegada al enclave.

“El 70% de la ciudad ha sido liberado. Si Dios quiere, el resto será recuperado pronto”, señaló el ministro de Asuntos Exteriores iraquí, Ibrahim al-Jaafari, en una rueda de prensa.

La amalgama de fuerzas que participan en la ofensiva quebraron el viernes las principales líneas de defensa de las huestes del Califato, que desde la pérdida de Mosul han convertido esta estratégica plaza ubicada a unos 80 kilómetros al oeste en su bastión en suelo iraquí.

(Fuente: Agencias)

Etiquetado , , , , , .Enlace para bookmark : permalink.

Deja un comentario