Irak, Afganistán, Nigeria, Pakistán y Siria registran el 72% de las muertes por terrorismo en 2015

(Agencias).- Globalmente, el autodenominado Estado Islámico (Daesh) superó a la secta islamista nigeriana Boko Haram como el grupo terrorista más radical en 2015, con ataques a 252 ciudades en diferentes partes del mundo, los cuales causaron 6.141 muertes. Además, los cinco países con mayor impacto total por el terrorismo durante el año pasado fueron Irak, Afganistán, Nigeria, Pakistán y Siria, que en conjunto registraron el 72% de las víctimas mortales. Son datos del informe ‘Global Terrorism Index 2016‘ (Índice del Terrorismo Mundial 2016), un documento elaborado por la organización Institute for Economics and Peace (Instituto de Economía y Paz).

Publicado el pasado 16 de noviembre, el citado estudio destaca que en 2015 murieron 29.376 personas en atentados terroristas, 3.389 menos que en 2014. Es decir, el número de víctimas del terrorismo cayó un 10% gracias al debilitamiento de Daesh y Boko Haram en Irak y Nigeria. Se trata del primer descenso de la cifra de personas fallecidas desde 2010.

“La caída del número de muertos causados por el terrorismo se debe principalmente al debilitamiento de Boko Haram y del grupo Estado Islámico en Nigeria e Irak por las operaciones militares en su contra”, constatan los autores del documento. En ambos países hubo 5.556 muertos menos que en 2014. Sin embargo, el detallado informe advierte de que “la expansión de actividades de estas dos organizaciones en otros países comporta nuevas amenazas”.

En esta línea, las víctimas por actos de terrorismo registraron un drástico incremento del 650% (de 77 a 577) en los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), un  organismo internacional de carácter intergubernamental conocido como el “Club de los países ricos”.

De acuerdo con el ‘Índice del Terrorismo Mundial 2016’, el descenso total de las muertes a escala mundial “se vio ensombrecido por un aumento en el impacto general del terrorismo, ya que más países registran niveles terroristas récord”.

En comparación con las 17 naciones de 2014, un total de 23 países registraron su cifra más alta de muertes por terrorismo. De ellas, 21 forman parte de la OCDE, principalmente Turquía y Francia, donde se registró el mayor número de muertes.

Más de la mitad de las víctima fueron por acciones terroristas vinculadas con Daesh, cuyos ataques en París, Bruselas y Ankara estuvieron entre los más devastadores en la historia de estos países. Otras naciones en las que también aumentaron las muertes por terrorismo fueron Arabia Saudita, Kuwait, Túnez, Dinamarca, Alemania y Suecia.

En 2015, el impacto del terrorismo sobre la economía mundial disminuyó del 15% en comparación con el año anterior. Se trata de un daño estimado en 89.600 millones de dólares. Pese a que la cifra es muy grande, el análisis del Instituto de Economía y Paz indica que sólo representa el 1% del impacto total en la economía global que tiene la violencia.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , .Enlace para bookmark : permalink.

Deja un comentario