Ofrecen su dolor por los misioneros

Enric Barrull Casals

El pasado día 11 de febrero, festividad de la Virgen de Lourdes, se celebró el Día del Enfermo. Desde hace 70 años, las Obras Misionales Pontificias (OMP) acogen a la Unión de Enfermos Misioneros en España. Más de 40.000 personas, que padecen alguna enfermedad o invalidez crónica, ofrecen diariamente su dolor para la santificación de los misioneros, el aumento de las vocaciones y la extensión del evangelio a toda la tierra. El beato “Lolo”, periodista y escritor que ofreció su enfermedad por la promoción de la Evangelización, es un buen representante de estos misioneros tan especiales.

VIACRUCIS

“Ser enferma misionera consiste en ofrecer los dolores y enfermedades por la misión universal, y pedir por los misioneros. Da sentido al sufrimiento: ya que tienes que sufrir, pues lo ofreces”, explica María Luisa Codina. Esta mujer vive desde 1953 esta forma peculiar de misión y se encarga de visitar a una veintena de personas en Valdetorres de Jarama (Madrid). Son personas que, como ella, viven en el silencio el dolor ofrecido por las misiones. “El ofrecimiento tiene mucho valor, porque lo que tú padeces, que muchas veces parece sin importancia y te fastidia, para otras personas vale mucho, al igual que la pasión de Cristo”.

“Vosotros regáis continuamente la Iglesia con vuestra vida, con vuestros sufrimientos, con vuestra paciencia”, les dijo el papa Francisco a los enfermos de la parroquia romana de San José en el Aurelio, cuando les visitó el 14 de diciembre del año pasado. “La Iglesia sin los enfermos no podría seguir adelante. Vosotros sois la fuerza en la Iglesia, vosotros sois la verdadera fuerza”.

Creo valioso dar a conocer la función que hacen estos enfermos y que con frecuencia tengamos un recuerdo y una oración por ellos, por los que sufren pero saben valorar su dolor.

Etiquetado , , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario